Sábado, 09 Septiembre 2017 06:59

Festival Aniversario de Loreto

EN EL MONOLITO FUNDACIONAL

Sábado 9 de septiembre de 2017

El Festival aniversario por el bicentenario de la fundación de Loreto se realizó el pasado jueves 7 de septiembre, en el predio del monolito fundacional ubicado por la calle Bartolomé Mitre.

Previo a la velada artística, se realizó la inauguración del paseo fundacional, y murales por la calle Bartolomé Mitre entre Tomas Úbeda y San Martín, luego se celebró una misa presidida por el párroco de la localidad.

Más tarde se llevó a cabo el descubrimiento de la placa del bicentenario a cargo del ejecutivo municipal y miembros del honorable Concejo Deliberante. Durante el desarrollo del festival el intendente Sebastián Torales entregó testimonios a instituciones, a excombatientes de Malvinas, autores sociales y culturales.

La apertura oficial de la fiesta lo realizó el ballet municipal a cargo del profesor Osiris Ríos y la profesora Roxana Rivero, luego los hermanos Rodríguez, loretanos residentes en la vecina localidad de San Miguel, quienes deleitaron con su música al público.

Como no podía ser de otra manera el hijo predilecto de Loreto, Mario Bofill le cantó el cumpleaños feliz a su querido pueblo en sus 200 años de vida institucional e invitó al escenario al padre Julián Zini, que comentó que hace 42 años, un 23 de junio “Cuando había luminaria de San Juan llegamos a la plaza de Loreto, no nos dejaron ir al otro día, el tío de Mario Bofill (Jorge), nos obligó a comer un asado en el club, allí los conocimos a don Calí, don Omar García a Tolentino, andábamos buscando nuestras raíces con el gringo Sheridan y Julio Cáceres”.

“Yo me fui enamorado de Loreto y le pedía ella, indicando la imagen de la Virgen de Loreto ubicado al costado del escenario, que un día tuviera un cantor que cantara las cosas que yo vi y sentí y puse en un verso que hice en el camión cuando volvíamos”.

La confesión de Julián Zini fue interrumpido por Tolentino que subió al escenario y se estrecharon en un emotivo abrazo. Continuo el padre “Me acuerdo bailaba Tolentino con su compañera y la tía Nerea que era, yo creo que de las mejores investigadora de nuestro chamamé, le dijo al gringo (estaban tocando un tema que no me acuerdo), cortá y lárgale la calandria, paró el gringo en seco”.


“Queríamos ver que hacía el bailarín y si era bailarín, nunca nos vamos a olvidar como se conquistó la música, paró el bailarín se arrodilló, salió la calandria, soltó un sapucay este Tolentino y salió bailando. Dijo la tía, ya alcanza”.


“Veíamos lo que bailaba Tolentino, las danzas que se enseñaron en las misiones de los pueblos de dónde venimos. Yo nací entre San José y San Carlos. Sabemos que ahí se enseñaron danzas de 1600, las veíamos la pagana, la gallarda, el zapateo en el canario. Allí estaba en los pies, en el alma de Tolentino. Dijimos, el chamamé tiene raíces, no lo invito nuestros amigos Samuel Aguayo. Nosotros venimos de mucho más lejos y tenemos con qué y esta fue una de la prueba, que gracias a Dios (Le palmea la espalda a Tolentino), no me deja mentir”.

 

Ver fotografías en facebook: Festival Aniversario de Loreto 

 

 

Artículos relacionados (por etiqueta)

Publicidad

COVESA
yvy_vera
el refugio
El Muelle Lateral
La Serena